Consejos básicos para contraseñas seguras

Tener una contraseña segura y la información de recuperación actualizada ayuda a proteger tus cuentas de usuario.

Crea una contraseña segura
Una contraseña segura te permite:

  • Proteger tu información personal
  • Proteger tus correos electrónicos, archivos y demás contenido
  • Evitar que otra persona acceda a tu cuenta


Cumple con los requisitos para la contraseña

Crea tu contraseña con 8 caracteres o más. Puede ser cualquier combinación de letras, números y símbolos (caracteres ASCII).
No puedes usar una contraseña que:

  • Sea poco segura, p. ej., “contraseña123”
  • Hayas usado antes en tu cuenta
  • Empiece o termine con un espacio en blanco


Sigue las sugerencias para crear una contraseña segura

Una contraseña segura debe ser fácil de recordar para ti, pero prácticamente imposible de adivinar para otra persona. Obtén información sobre qué características debe tener y sigue estas sugerencias para crear una propia.

Crea una contraseña que sea única
Usa una contraseña diferente para cada una de las cuentas importantes, por ejemplo, la cuenta de correo electrónico y la banca en línea.

Es riesgoso reutilizar contraseñas para cuentas importantes. Si alguien averigua tu contraseña de una de esas cuentas, podría conocer tu dirección o acceder a tu correo electrónico e, incluso, tu dinero.


Crea una contraseña más extensa y que puedas recordar mejor
Las contraseñas largas son más seguras: verifica que la tuya tenga ocho caracteres como mínimo. Estas sugerencias pueden ayudarte a crear contraseñas más largas y que sean más fáciles de recordar. Intenta usar:

  • La letra de una canción o un poema
  • Una cita significativa de una película o un discurso
  • El pasaje de un libro
  • Una secuencia de palabras que te resulten significativas
  • Una abreviatura (crea una contraseña con la primera letra de cada palabra de una oración)

No elijas contraseñas que sean fáciles de adivinar por:

  • Personas que conoces
  • Personas que busquen información de fácil acceso (como tu perfil en redes sociales)


No incluyas información personal ni palabras comunes
No uses información personal
No crees contraseñas que incluyan información que otras personas puedan saber o descubrir fácilmente. Ejemplos:

  • Tu apodo o iniciales
  • El nombre de tu hijo o mascota
  • Años o fechas de nacimiento importantes
  • El nombre de tu calle
  • Los números de tu dirección

No uses palabras o patrones comunes
Evita palabras, frases y patrones simples que sean fáciles de adivinar. Ejemplos:

  • Palabras y frases evidentes, como “contraseña” o “acceder”
  • Secuencias, como “abcd” o “1234”
  • Patrones del teclado, como “qwerty” o “qazwsx”
  • Ejemplos de este artículo, como “F3l1zN@v1d@D” o “EtPsCt2CdC@!”


Protege las contraseñas

Después de crear una contraseña segura, toma medidas para protegerla.

Oculta las contraseñas escritas en papel

Si necesitas escribir tu contraseña en papel, no la dejes en tu computadora o escritorio. Asegúrate de guardar estas contraseñas en un lugar secreto o bajo llave.

Administra tus contraseñas con una herramienta

Si tienes problemas para recordar varias contraseñas, considera usar un administrador de contraseñas de confianza. Dedica tiempo a investigar las opiniones y la reputación de estos servicios.

Fuente: Ayuda de Cuenta de Google https://support.google.com/accounts/answer/32040?hl=es-419

Top //